Integrantes de la coalición “Cero Emisiones” llevaron un pastel tridimensional, con la imagen de cómo deben ser las calles de la Ciudad de México, a la jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, para solicitarle considere la implementación del proyecto Trolebici sobre Eje Central en su administración.

 

“El Trolebici sobre Eje Central, sería la columna vertebral de la bicicleta al ser, con 36 kilómetros, la infraestructura para ciclistas más larga de la ciudad, pues atravesar la ciudad de norte a sur en calles secundarias, es ineficiente y requiere más tiempo. El Trolebici podría fomentar las condiciones para realizar este trayecto de forma segura y más rápida”, externaron.

 

Además, aseguraron que permitiría conectar a otras ciclovías existentes, mejoraría las condiciones de seguridad vial y sería ideal para reducir accidentes en una de las avenidas más peligrosas de la ciudad, que es una ruta empleada por muchos ciclistas diariamente.

 

De igual forma, destacaron, democratizaría el acceso al espacio público y, también, contribuiría a fortalecer el modelo de los corredores Cero Emisiones, “y acercarlos más a tal propósito, generando también condiciones de intermodalidad”, señalaron los manifestantes al cumplirse los primeros 100 días de gobierno de Sheinbaum Pardo.

 

Al evento acudieron integrantes de las organizaciones Alianza de Tranviarios de México, Bicitekas, Cooperativa de Ciclotaxis “Los Mosquitos”, El Poder del Consumidor, Fotca Transporte Limpio y Greenpeace, quienes reconocieron que en los planes de gobierno en materia de movilidad y medio ambiente “hay aciertos”.

 

Sin embargo, enfatizaron, la democratización del espacio público, con calles completas en avenidas principales, es un tema pendiente que debe resolver si realmente quiere ofrecer alternativas de movilidad eficientes, seguras y no contaminantes.

 

Los activistas aseguraron que el modelo de calle completa, donde puedan convivir autos particulares, transporte público, ciclistas y peatones, puede implementarse en avenidas como el Eje Central Lázaro, donde ya existe el proyecto de Trolebici, pero falta ejecutarlo.

 

“Queremos señalar la importancia que tendría el Trolebici, para comenzar a cambiar la forma en que entendemos el funcionamiento y diseño de las calles. A pesar de que la pirámide de movilidad coloca a peatones y ciclistas como usuarios prioritarios de las calles, aún no se ha mostrado la disposición a transformar las avenidas de la ciudad”, enfatizaron.