El mejor portero mexicano de la historia

por | Jul 1, 2019 | Columnistas, Destacados

Imagen: Redes sociales

En Media Cancha

Por Luis Ernesto López

Francisco Guillermo Ochoa Magaña, el guardameta mexicano salido de las fuerzas básicas del Club América que se convirtió en ídolo de las Águilas tras conseguir el décimo campeonato de liga, para después emigrar a Europa y convertirse en el primer portero del país en jugar en una liga del viejo continente.

 

Su trayectoria se ha encontrado llena de glorias y triunfos, con América levantó un campeonato de liga y un Campeón de Campeones en el Clausura 2005, así como un título de Campeones de Concacaf en 2006 y el Interliga en 2008; mientras en su paso por Europa ganó la Copa de Bélgica con el Standard de Lieja en 2018 y con la Selección Nacional ha levantado en dos ocasiones la Copa Oro de las ediciones 2009 y 2015.

 

Entre las distinciones individuales que ha recibido se encuentran la de el Cuarto Mejor Portero del Mundo otorgada por Liga Futbol en 2008, una posición en el once ideal de la Copa Oro 2009 por la CONCACAF, Mejor Portero Mexicano de la Década por la IFFHS en 2010, Mejor Jugador en los partidos del mundial de Brasil 2014 México vs Brasil y México vs Holanda, Mejor Jugador del Ajaccio y el Granada FC, Mejor Jugador en el partido de Copa Confederaciones 2017 México vs Portugal y el Guante de Plata del mundial de Rusia 2018 que lo colocó como el segundo Mejor Portero del Mundo.

 

Pero también ha sufrido algunos tropiezos, como el descenso con el Ajaccio de Francia en la temporada 2013-2014, un fugaz paso por el Málaga en el que solo disputó 11 partidos en dos temporadas de LaLiga y la derrota de 7-0 frente a la selección de Chile en la Copa América Centenario bajo la dirección técnica de Juan Carlos Osorio.

 

Sin embargo, Ochoa ha sabido levantarse de las situaciones adversas, ya que tras aquel fallido paso por el Málaga llegó al Granada FC, donde se colocó como titular indiscutible, un año más tarde emigró al futbol belga para incorporarse al Standard de Lieja y convertirse en un referente del club en tan sólo una temporada.

 

“Memo” ha logrado colocarse como el portero titular de la Selección Mexicana luego de pasar dos mundiales, el de Alemania 2006 y el de Sudáfrica 2010, en la banca como suplente de Oswaldo Sánchez y de Óscar “El Conejo” Pérez, para ser referente del conjunto nacional en la justa de Brasil 2014 y recientemente en la copa del mundo de Rusia 2018.

 

Tras el retiro de Rafael Márquez como capitán de la selección, Guillermo Ochoa y Andrés Guardado tomaron la responsabilidad como hombres de experiencia del equipo para guiar a los jóvenes en el proceso de cambio generacional que vive hoy en día el conjunto dirigido por Gerardo “El Tata” Martino.

 

Ochoa representa para el equipo mexicano seguridad bajo los tres palos y un excelente liderazgo para ordenar a sus compañeros dentro de la cancha, además como persona se caracteriza por mantener una extraordinaria disciplina físico-atlética, así como mental y futbolística.

 

Sin duda un hombre que no debería tener “haters” en su propio país, cuando en el extranjero es ovacionado y aclamado por sus extraordinarias acciones bajo los tres postes, pero como siempre el dicho queda mejor al hecho y “El peor enemigo de un mexicano, es otro mexicano”.