El Gran Dragón

por | Jun 28, 2019 | Columnistas, Destacados

Fotografía: Especial

Las Tres Espectaculares del Momento 

Por Julio Hernández 

 

¡Señoras y señores damas y caballeros, aficionados y aficionadas, respetable público  sean bienvenidos, bienvenidas! ¡esta es la información del mundo de las llaves y contra llaves!

 

Los luchadores de la categoría mini son muy seguidos por los niños, logran una gran identificación al ver a alguien de baja estatura realizar Espectaculares vuelos y castigos, uno de estos gladiadores es Último Dragoncito, mismo que nos comenta acerca de su trayectoria.

 

Inicié en la Arena Coliseo de Guadalajara, mis entrenamientos fueron con el maestro Diablo Velasco y Gran Cochise; en aquel entonces yo tendría la edad de siete u ocho años cuando empecé a entrenar lucha olímpica y así sucesivamente, paso el tiempo y como a los 15 o 16 años hice mi debut el 13 de junio en Tepic, Nayarit, posteriormente estaba el proyecto de los “minis”, donde fui recomendado de Guadalajara al Distrito Federal por el señor Julián Sánchez,  ya que ese proyecto estaba con el señor Francisco Alonso Lutteroth, y fue donde ingrese al grupo de los mini estrellas con el nombre de Misteriosito.

 

¿Por qué utilizar  máscara? 

La máscara es el secreto, la incógnita, de que pones a pensar al público, ¿quién es?, ¿cómo es?, entonces esa es la base fundamental de la incógnita para que te admire más el público, sobretodo los niños, que son los más curiosos.

 

¿Tu personaje va acorde con tu personalidad?

Claro que sí, porque Último Dragoncito, como lo marca la caricatura de Chivigon es alegría y sabiduría, claro que va acorde con mi personalidad, pues soy una persona alegre, que le gusta convivir con niños, con personas mayores, sin mirar a quien, entonces va acorde a mi personalidad.

 

¿Cuál ha sido el momento más importante de tu carrera?

Son dos los que han marcado mí carrera luchística, la primera cuando perdí por tercera ocasión el campeonato de los pequeños estrellas con Pequeño Pierroth, en la Arena Coliseo; y la segunda fue cuando tuve una fractura de tibia y peroné, en la ciudad de Querétaro, en una lucha frente a los Mini Perros del Mal, Pequeño Damián 666 y Pequeño Hallowen. Fue ahí donde tuve esa fractura.

 

¿Cuáles son tus prioridades?

Mi mayor prioridad es estar vigente y en el gusto del público, porque la Arena México es una arena donde la afición te exige, exige llaveo y contra llaveo entonces hay que estar al 100 por ciento en condición física.

 

¿Qué mensaje le mandas a tus aficionados?

Más que nada a toda la afición, tanto a niños como adultos que no dejen de venir a las funciones de lucha libre, Arena Coliseo, Arena México y donde se presentan las estrellas del Consejo Mundial de Lucha Libre, porque es la mejor lucha libre del mundo.

A los niños que no traten de imitarnos porque se pueden lastimar; hay profesores capacitados para practicar este deporte, en la Arena México hay quien los capacite, soy su amigo El Último Dragoncito.

 

¡Lamentablemente!… este escrito llega a su fin, se despide su amigo Julio Hernández, les recuerdo que pueden encontrar más información en nuestras redes sociales: @EntreComillasM y @espectacularoff, nos encontramos la próxima con más de la emoción de la lucha libre en Las Tres Espectaculares del Momento.