Mi jamás humilde opinión

Por Chevuk Jiménez

 

El tiempo no ha transcurrido en vano o al menos así parece, pero a pesar del ello, las investigaciones en el caso Ayotzinapa son nulas o con resultados tan escuetos y ridículos. Sin embargo, para los padres no es así, a cinco años de la trágica noche de la desaparición forzada de los 43 estudiantes de la Escuela Normal Raúl Isidro Burgos allá en Guerrero, los segundos se han hecho minutos y horas interminables en una búsqueda infinita.

 

Sí, hay un cambio de régimen señalaron los padres de los normalistas, también existe la voluntad del presidente en turno, López Obrador, pero aún así queda ese vacío el cual no ha podido ser llenado, hay sed de justicia aunque la exigencia es la misma, “presentación con vida de los 43 estudiantes”.

 

El 26 de septiembre 43 normalistas fueron forzados a desaparecer, hipótesis hay muchas, entre ellas la “verdad histórica”, desmentida por aquel corrido Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI). Nuevos indicios han surgido, pero también personas presuntamente agredidas durante los interrogatorios fueron puestas en libertad.

 

Los padres están de acuerdo con el nuevo gobierno, de alguna manera han aceptado que la investigación se rehaga, pues lo hecho anteriormente no estuvo bien, no tiene pies ni cabeza, pero exigieron la intervención del GIEI, pues con ellos las indagaciones cobraban sentido.

 

Voluntad hay, a pesar de los largos cinco años de la desaparición forzada de los 43 normalistas; el gobierno federal reveló un video con avances, sin embargo no muestra avances convincentes. Se reafirmó que la investigación elaborada con el gobierno anterior estuvo viciada, por lo cual se comenzará de cero. A pesar de esto, ya se firmaron dos convenios con organismos internacionales, se han realizado nueve sesiones ordinarias, 13 extraordinarias y 25 reuniones de trabajos con personal estratégico en instituciones.

 

Una vez la ayuda internacional no se ha hecho esperar, el gobierno alemán anunció su firme voluntad para apoyar en las investigaciones. Quizás el resultado final ya no es un secreto a voces, como bien dicen los padres de estos estudiantes normalistas, la prioridad es la presentación con vida de sus hijos.

 

 

Twitter: @chevuk_